Cuida tus plantas en verano

Durante todo el año podemos tener nuestro hogar decorado con plantas. Sin embargo, en el periodo estival es importante dedicar un poco más de tiempo a tus plantas de interior.El cuidado es sencillo pero tiene que ser rutinario, de lo contrario las plantas podrían marchitarse con mayor facilidad. Hay que tener en cuenta algunos aspectos como cerciorarse de que las plantas tiene una exposición a la luz solar adecuada, contar con un ambiente bien aireado o dotar a las plantas del abono adecuado, entre otros.A la hora de regarlas hay que hacerlo con regularidad, pero con poco agua. Las plantas con flores u hojas suaves: afelpadas, o con pelitos no deben mojarse más arriba de la base del tronco.También hay que tener en cuenta el tamaño y material de la maceta y asegurarse de que es el adecuado. Por ejemplo, las macetas de plástico mantienen la tierra con mayor temperatura, mientras que las de terracota ofrecen un mayor nivel de humedad. Por lo general, durante la época de verano las plantas absorben más agua que el resto del año por lo que hay que garantizar que la tierra esté siempre húmeda.Es importante evitar el aire acondicionado ya que contribuye a minimizar la humedad. Si las plantas de interior están en zonas de entrada de luz hay que cambiarlas de sitio ya que no toleran bien la luz directa del sol. Simplemente con disponer de un ambiente iluminado es suficiente para conservar el estado de la planta.