Blanca Li, bailarina

Blanca Li, bailarina

Blanca Li, bailarina

La Granada infantil de Blanca Li la lleva en danza por todo el mundo. "Poeta en Nueva York", el espectáculo inspirado en el poemario lorquiano, ha conquistado París. Ha abierto el Centro Andaluz de Danza, frente al imperio pasado del ballet español, a estilos como el hip-hop y la danza contemporánea. Viene de la "movida" de los ochenta, pero evolucionada y pasada por el filtro de esa estética granadina que lleva tan a gala, y que está en su memoria, como los versos de Benítez Carrasco.-¿En qué medida ha influido Granada en sus creaciones y vida artística?-Mi relación con Granada ante todo es mi infancia, porque estuve allí hasta los siete años. Mi familia se marchó a vivir a Madrid, y regresábamos los fines de semana a Granada, pero ahora mis padres se han jubilado y viven ahí. Granada es un lugar familiar y donde tengo mis raíces, y un espacio con una gran fuerza estética. En mi trabajo está presente a través de los colores, de la luz, de la estética de la ciudad. Es el lugar en el que he nacido y afecta a toda mi visión del arte.-Además de García Lorca, ¿qué otros poetas granadinos conoce?-Luis García Montero, por supuesto, quien escribió un artículo estupendo sobre el espectáculo "Poeta en Nueva York". No conozco mucho de la poesía actual de Granada, pero estaría encantada porque me han dicho que es una ciudad que tiene mucha movida poética. Pero sí hay un autor que ha influido en mi familia, como Manuel Benítez Carrasco, al que conocí. Mi hermana Chus (la directora Chus Gutiérrez) y yo nos sabíamos de memoria sus poemas, porque mi tío era un enamorado de este poeta, que tiene mucha presencia e importancia en el mundo del flamenco.-¿Qué opina sobre el proyecto de que el gran espacio escénico de Granada acoja el Centro Andaluz de Danza?-Siempre que permita el desarrollo de la danza estaré de acuerdo, pero nos falta ese centro y un espacio en el que trabajar, un lugar de estudio y de creación. No tengo mucha información sobre la propuesta de Granada, pero sí ofrecieron un espacio en la isla de la Cartuja, en Sevilla. Granada necesita de un espacio adecuado para la danza, porque es difícil representar espectáculos con un teatro pequeño y un Palacio de Congresos que no está adaptado.-¿Ha pretendido abrir el Centro Andaluz de Danza más allá de los bailes relacionados con el flamenco?-Lo que pretendo es que haya diversidad de danzas y de estilos, aunque mantenemos y conservamos la danza española porque tiene su importancia, y en ese sentido estamos trabajando con los especialistas de la Escuela de Boleros. También estamos trabajando en el campo de la danza contemporánea y hay gente de fuera del CAD que acude a dar clases. Pretendo un centro donde haya danza para todos, y cualquier persona que quiera ir pueda tener un curso. Estamos abriéndolo y trabajando en la danza clásica, intentando revalorizarla, pero también hemos abierto el centro al hip-hop e invitamos a que la gente estudie estas nuevas danzas.-¿Para cuándo su "Poeta en Nueva York" en Nueva York, tras su éxito en la Ópera de París?-Estamos en ello y seguramente será el año que viene. Ha sido un éxito y la gente de la compañía se quedó encantada el verano pasado con Granada.-¿Cuando acogerá Granada una muestra de su obra como la del Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León?-Estaría bien exponer en Granada "Te voy a enseñar a bailar", porque es una exposición muy bonita donde la gente acaba bailando y es una manera de acercar a la gente la danza. Es una muestra participativa, y estuvo muy bien en el Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León, por el que pasaron unas 50.000 personas.-¿Qué es lo más "cutrelux" de la actualidad?-El tipo que ha ido este año a Eurovisión, el Chikilicuatre, aunque si hubiera aparecido en los años ochenta, en plena "movida", habría pasado desapercibido. Ese tipo es totalmente cutrelux y tiene ese punto decadente de la movida madrileña.-¿Ha evolucionado la gente de la "movida" o es algo que quedó en el pasado?-Todos los que estaban en la movida siguen ahí, y hay quienes han creado escuela como Almodóvar, y ninguno se ha pasado, sino que todos han evolucionado. Afortunadamente todos los que empezamos en la "movida" hemos hecho una carrera estupenda, y nadie se quedó allí en el pasado.-¿Cómo fue su participación en el "Baile de la Rosa" del Principado de Mónaco?-Fue muy divertido, porque fui la encargada de toda la puesta en escena y llevamos a gente de la movida como David Delfín, quien había sido cantante antes que diseñador, y a Paco Clavel, Luz Casal y Las Nancys Rubias. Fue una reunión increíble en la que también participó Carmen Linares, porque quería que hubiera algo de flamenco. La fiesta acabó con Alaska, las Nancys Rubias y las "dragqueens", y todos los invitados bailando como locos. Era un contraste enorme y bajamos a bailar con los invitados, y se rompió todo el rollo de realeza con todo el mundo bailando como loco hasta las cuatro de la mañana. Ha sido el baile que más ha durado porque siempre acababa muy pronto.