Receta fácil de gelatina y cajeta

Cómo hacer pastel de gelatina con cajeta

Tienes que probar este delicioso pastel de postre. Muchas veces se os antoja algo dulce, pero la mayoría de postres son muy azucarados y poco saludables para vuestra dieta, pero si queréis comer algo dulce y saludable esta fácil receta os será perfecta.

Para preparar esta fácil receta solo necesitáis algunos minutos para prepararla, este pastel de gelatina y cajeta quedará perfecto con vuestro antojo a un postre dulce. Este postre es dulce pero en una cantidad modera y saludable para no descontrolar vuestros niveles de azúcar. Así que anota los pasos para preparar este pastel.

Ingredientes para la gelatina de queso:

  • 90 gramos de queso crema
  • ½ taza de lecho condensada
  • ½ taza de agua
  • 1 ½ cucharadas de grenetina

Ingredientes para la gelatina de cajeta:

  • 2 tazas de leche
  • 15 bombones blancos
  • ½ taza de agua
  • 2 cucharadas de grenetina
  • 1 lata de leche evaporada
  • 400 gramos de cajeta

Procedimiento para la gelatina de queso:

  • Espolvoreáis la grenetina en el agua fría, dejáis reposar hasta que aumente su tamaño, mientras tanto licuáis el queso con la leche condensada. Hasta que se hayan incorporado.
  • Calentáis la grenetina en el horno de microondas o a baño maría cuando haya esponjado, revolvéis hasta que se disuelva perfectamente.
  • Dejáis enfriar un poco y debéis verter en la licuadora, mezcláis y vaciáis en un molde para gelatina hasta llenar una cuarta parte del molde, reserváis el resto.

Procedimiento para la gelatina de cajeta:

  • Calentáis la leche en un tazón a baño maría con los bombones hasta que se derritan. Mientras tanto hidratáis la grenetina en el agua, dejáis reposar hasta que aumente su tamaño, cuando esté lista, calentar a baño maría o en el microondas.
  • Debéis verter en el tazón con la leche, añadir la cajeta, la leche evaporada y lo que sobró de la gelatina de queso.
  • Mezcláis perfectamente hasta que todos los ingredientes estén incorporados.
  • Retiráis del baño maría y dejáis enfriar.
  • Vaciáis la gelatina sobre la de queso y refrigeráis hasta que cuaje por completo, mínimo cinco horas.
  • Desmoldáis y servís.

¡No dejéis de probar esta fácil receta de un excelente pastel!