Mujeres al poder: las CEO en números y los ejemplos a seguir

Día con día el papel de la mujer avanza en todos los ámbitos, los deportes, la cultura. En la política, a través de la paridad de género, se ha conseguido un número importante de escaños, fenómenos como el machismo, la violencia y el abuso cada vez son más visibles, lo que permite a las mujeres denunciar y hacer justicia. ¿Pero qué hay de las CEO?

En el mundo laboral se han conseguido innumerables victorias para acceder a espacios que culturalmente se han reservado a los hombres. Por ejemplo, la alta dirección de empresas o CEO.

Un CEO es CEO (Chief Executive Officer) es un consejero, delegado o Director ejecutivo. Es el máximo responsable de la gestión y dirección administrativa de la empresa. Podría decirse que el CEO es el pilar de la empresa. Solo el 4 por ciento de 500 empresas del índice Standard & Poor’s 500 son encabezadas por mujeres

Si bien la liberación ha permitido que las mujeres están bien representadas en la fuerza de trabajo, esto no garantiza que asciendan a los niveles directivos.

Ellas alcanzan el 45% de la población activa, pero sólo ocupan 39% de los puestos directivos de nivel medio y 25% de los altos. De estas, solo un19% llega a ocupar los asientos en los consejos directivos.

Recientes estudios revelan que de 21 mil 980 empresas públicas de todo el mundo donde las mujeres ocuparon 30% de los puestos de liderazgo tenían un margen de ganancia neto de 6% superior.

Especialistas refieren que no es suficiente que una mujer dirija las riendas de una compañía: “Realmente lo que importa no es tener una mujer CEO, sino crear un sistema que les permita ascender y contar con un gran número de candidatas calificadas”.

Así que si tu sueño es parecido al de Mayra González, la primera CEO mexicana asignada a la presidencia de Nissan Mexicana, ve por ello.