Increíbles propiedades y beneficios de los arándanos

Las bayas en general son algunas de las frutas más saludables que puedes comer, entre ellas, los arándanos ocupan el mejor puesto.

Se cree que los arándanos fueron considerados como sagrados por los nativos americanos y fueron utilizadas como jarabe para la tos y para fortificar la sangre.

Antes de contarles las propiedades y beneficios de los arándanos, veamos algunas de las vitaminas, minerales y otros nutrientes que contienen.

De acuerdo con NutritionData.com una taza de arándanos posee:

84 calorías
21 g carbohidratos — 7% VD
4 g fibra — 14% VD
Vitamina K — 36% VD
Vitamina C — 24% VD
Manganeso — 25% VD
Vitamina E — 4% VD
Tiamina — 4% VD
Riboflavina — 4% VD
Vitamina B6 — 4% VD
Cobre — 4% VD
Sin grasa
Sin colesterol

Los arándanos número uno en antioxidantes
En pruebas llevadas a cabo en el Centro de Nutrición Humana del USDA (Departamento de Agricultura de los Estados Unidos), los arándanos fueron clasificados como número uno en términos de actividad de antioxidantes al ser comparados con otras 40 frutas frescas y vegetales.

La capacidad de sus antioxidantes no se ha mostrado únicamente en pruebas de laboratorio, se ha probado que sólo con su consumo se incrementa la actividad de los antioxidantes en el cuerpo.

Los antioxidantes son muy importantes dentro de nuestra dieta – ellos protegen nuestras células del daño causado por los radicales libres, los cuales pueden llevar a enfermedades del corazón y cáncer, entre otras.

La antocianina en particular, el pigmento que le da color a los arándanos, es uno de los antioxidantes más poderosos en estas bayas y es responsable de muchos de sus beneficios para la salud.

Tiene efectos antiinflamatorios

La inflamación es causa principal de muchas de las enfermedades actuales – desde artritis y Alzheimer, hasta enfermedades cardíacas o cáncer.

 

Combate infecciones urinarias

 

Los arándanos contienen compuestos llamados taninos, los cuales previenen que la bacteria causante de IU se adhiera a las células en el tracto urinario.

De acuerdo al sitio de John Hopkins, una gran cantidad de vitamina C inhibe el crecimiento de algunas bacterias haciendo que la orina se torne ácida.

Ya que una taza de arándanos contiene casi un cuarto de VD de vitamina C, esta puede ser otra manera de combatir este tipo de infecciones.

 

Reduce el colesterol

Un compuesto en los arándanos, llamado pterostilbeno, es conocido por tener la habilidad de activar células para descomponer las grasas y el colesterol. Pruebas en células de hígado de rata han mostrado que este compuesto, de hecho, descompone efectivamente el colesterol.

Otros estudios han probado que los antioxidantes en los arándanos están relacionados con niveles menores de lipoproteína de baja densidad (LDL) oxidada (el colesterol malo). Cuando la LDL se oxida, aporta al desarrollo de enfermedades del corazón.

Una simple porción de 50 g de arándanos diaria ha mostrado reducir las LDL oxidadas hasta en un 27% en tan sólo ocho semanas.

Y tú… ¿Ya estás comiendo arándanos?