Tinta de tatuaje causa extraño cáncer

Una mujer acudió al médico porque se sentía muy mal y para su mala noticia le dijeron que tenía linfoma, un tipo de cáncer que afecta al sistema inmunitario haciendo que nuestro cuerpo se debilite al máximo. Pero cuando los médicos estudiaron más a detalle su caso notaron que el “cáncer” era sino que una bola de tinta negra que era de un tatuaje.

Resulta que esta mujer de Australia se hizo aquel tatuaje hace 15 años pero jamás sospecho que con el tiempo se estaba convirtiendo en una bomba fatal. La bola de tinta que le encontraron fue asimilada por su sistema inmunológico hasta que varias células formaron un ganglio.

Y es que de acuerdo con el estudio que fue publicado en la revista Annals of Internal Medecine, la mujer comenzó a notar pequeñas bolitas debajo de sus brazos que luego se dieron cuenta que provenía del tatuaje.

Sin embargo, no quiere decir que TODOS los tatuajes lo causen, de hecho los médicos señalaron que es un raro que un tatuaje cause este tipo de anomalías pero “En esta ocasión, las células inmunes identificaron a la bola de tinta como una invasión que debía ser atacada y la rodearon para intentar absorberla sin éxito, por lo que se formó una masa de tejido a su alrededor”.