Relájate y degusta

Relájate y degusta

Relájate y degusta

Los viajes no sólo pueden ser para desconectar y conocer lugares nuevos, también pueden servir para cuidar nuestro paladar descubriendo nuevos sabores. Las escapadas gastronómicas, además, pueden ir acompañadas de sesiones de relajación que completarán un plan adecuado para cualquier época del año.El vino es uno de los pequeños placeres de la vida que, en pequeñas cantidades, a nuestros sentidos les encanta disfrutar. Por eso te proponemos una serie de bodegas con spa que te harán disfrutar de un viaje original y sensorial.En España nos encontramos con tres lugares que cuentan con dicha oferta turística: la Hacienda Zorita -en Salamanca-, las Bodegas Arzuaga -en el corazón de la Rivera del Duero- y Can Bonastre Wine Resort -en Barcelona-. La primera, a 12 kilómetros de la capital salmantina, está compuesta por una impresionante bodega diseñada por el arquitecto José María Peridis, un lujoso hotel y un magnífico vino-spa sobre el río Tormes. El lugar oferta distintos tratamientos entre los que destacan el peeling corporal, facial o la envoltura de vid roja.Las Bodegas Arzuaga, pertenecientes a una de las familias más prestigiosas en la campo de la viticultura, añadieron hace escasos meses un spa especializado en vinoterapia a su amplio hotel. Entre los tratamientos elaborados con productos de los viñedos se encuentra el Deluxe: envoltura, exfoliación y baño, con un masaje final a base de seda, piedras y pepitas de uva.Por último, Can Bonastre Wine Resort, situada en una finca del siglo XVI, es un lugar dedicado al vino compuesto por un hotel y el spa Acbua. Los tratamientos fusionan las cualidades del agua con las propiedades del vino, y se complementan con la sauna, baño turco, camino de sensaciones, duchas lúdicas y piscina cubierta.

También podría gustarte