La importancia de reírte con tu pareja

Sí, a todo el mundo le gusta reírse, y si además lo hacemos con nuestra pareja, es probable que además de divertirnos estemos formando una relación emocionalmente sana, y con altas probabilidades de éxito. Y no lo decimos al aire, sino que esta idea la respalda un estudio publicado en Personal Relationships (del International Association for Relationship Research) el cual sugiere que la risa compartida es un indicador objetivo del bienestar de una relación.

Otro resultado interesante es que la risa y el sentido del humor se expresan de manera distinta según nuestro género, es decir, las mujeres del estudio se rieron más que los hombres, y la risa de los hombres fue más contagiosa que la de las mujeres. O lo que es lo mismo: las mujeres se rieron más de las bromas de los hombres, que a la inversa, lo cual comprueba eso de ‘si la haces reír, la puedes conquistar‘.

Una explicación posible a este comportamiento se puede encontrar en otros estudios que se han hecho acerca del vínculo entre el humor y la inteligencia, demostrando la relación entre la habilidad mental para hacer reír con un mayor coeficiente intelectual, un factor que es igualmente atractivo tanto para hombres como para mujeres.

Reír une y atrae a las personas y, al mismo tiempo, reduce las tensiones entre ellas. En la formación de las parejas, la risa fácil es la estrategia básica de acercamiento, y cuando ya están establecidas, el humor y el juego ayudan a mantener la chispa en la relación y reducir las tensiones.

El sentido del humor no solo es un gran aliado en las parejas, sino que puede hacer más llevaderas las cosas cuando se ponen difíciles.

Así que ya lo sabes. Si deseas tener una relación sana, toma en serio las risas entre tú y tu pareja.