Logra una boda de ensueño sin quedar en bancarrota

Una boda es el evento más importante en la vida de una pareja que desea festejar y sellar su compromiso religiosamente. Implica tantos preparativos que algunas parejas aunque se mueren de ganas por llegar al altar, deciden posponer ese gran día debido a lo costoso que puede llegar a ser.

Para fortuna de muchas parejas, existen también algunos métodos originales y económicos para ahorrar dinero y dar por fin ese gran paso. A continuación te compartimos nuestros preferidos:

Tutoriales de Youtube o Pinterest

Afortunadamente, hoy en día es posible encontrar casi cualquier tutorial en Internet. Si te tomas un tiempo para navegar en Youtube, encontrarás ideas divertidas, originales, y sobretodo baratas para hacer tus propias invitaciones, recuerdos, adornos y hasta centros de mesa. Eso sí, ármate de un ejército de amigas o familiares que estén dispuestos a ayudarte.

Sólo los invitados necesarios

Aunque tu tía lejana Carmen, a la que ves una vez cada 5 años, se ofenda, no tienes por qué invitarla si no es o fue parte importante en tu relación. Lo mismo aplica para cualquier familiar o “amigo”. No cedas ante las críticas de los demás, recuerda que es tu boda y la de tu pareja, y sólo ustedes pueden elegir quién los acompañará en tan importante evento. No hace falta decir que al disminuir tu lista de invitados ahorrarás dinero.

Ahorra en el vestido

Si ya estás planeando tu boda sabrás que los vestidos de novia no son nada baratos, al contrario. Una buena noticia es que existen outlets de vestidos de novia donde puedes conseguir modelos incluso de diseñador, o por qué no, también hay sitios en internet donde puedes conseguir el vestido ideal para ti. Algunas otras opciones para economizar son rentar tu vestido, o mandar a confeccionarlo con tu modista de confianza.

Busca alternativas originales

Puedes hacer tu propia versión de las atracciones principales en una boda como lo son la mesa de dulces y la cabina de fotos. ¿Qué te parece una cámara Polaroid en la que los invitados se tomen su propia fotografía y la incluyan en un álbum? y para la mesa de dulces, en vez de contratar el servicio que no es nada económico, puedes irte un día de compras a distintas dulcerías y tú misma armar tu mesa con tus dulces favoritos y los de tu pareja. De nuevo vas a necesitar la ayuda de tus amigos y familia.

No olvides que…

Hay distintas cosas en las que puedes ahorrar dinero. Al final cada detalle de tu boda tendrá tu toque personal y eso la hará más especial y personal. Recuerda que no necesitas mil invitados, vestido de diseñador o un salón gigante. Lo único que realmente necesitas son ganas, imaginación y buenas personas dispuestas a ayudar. ¡Suerte!