¿Las mujeres de 30 años procrean hijos más inteligentes?

Muchas mujeres alrededor del mundo se siguen cuestionando cuál es la edad ideal en la que deben embarazarse; específicamente en la época actual, ya que cada vez es más común saber de mujeres que postergan su maternidad por cuestiones profesionales o simplemente porque no desean ser madres sin haber disfrutado su vida personal al máximo. Claro, existen otras más quienes desafortunadamente no pueden tener hijos, y comienzan a preocuparse porque ven los años pasar sin que su deseo se cumpla.

Y aunque a veces la sociedad las juzgue injustamente, hoy existe un motivo más para decirle al mundo que no está mal ser madre después de los 30 años, y este es que muy probablemente sus hijos sean más inteligentes que el del resto de las mujeres que fueron madres más jóvenes.

Así es, investigadores de la London School of Economics analizaron a 18,000 niños durante un largo periodo para determinar el efecto de la edad de sus madres en su desarrollo. Y sí, efectivamente los que fueron procreados cuando su madre tenía 30 años o un poco más, tuvieron mejores resultados.

Estos niños respondieron a las pruebas cognitivas con mucho mejores resultados que los hijos de madres de 20 y 40 años. El estudio publicado en la revista Biodemography and Social Biology reveló además que esto podría deberse a que las mujeres de 30 años por lo general tienen una vida más estable psicológicamente, mejores ingresos y posibilidades de educar mejor a sus hijos, además de haber planeado su embarazo.

En general, la tesis demostró que las mujeres que se encuentran en la década de los 30 años tienen la plenitud para brindarle una buena calidad de vida a sus hijos en todos los sentidos. Además de que a esa edad una mujer es más estable emocionalmente, lo que influye en su relación de pareja.

Por otro lado, los hijos de las mujeres que se embarazaron a los 40 años o un poco más, resultaron tener menos convivencia lúdica con su madre. También se reveló que aquellas mujeres son más propensas a tener hijos con obesidad.