¿Te propusieron matrimonio? Lo que NO debes compartir sobre tu compromiso

Estás emocionada y no puedes evitar compartir todo lo que pasa con tu pareja en redes sociales, ¡espera!, guárdate algo

Sabemos que quieres gritar a los cuatro vientos lo emocionada que estás, sabemos que es uno de los momentos más importantes de tu vida pero ¡calma!, hay algunos detalles que debes tomar en cuenta antes de postear en redes sociales todos los detalles sobre tu próximo enlace. Es tu compromiso, ¡vívelo!, pero primero con tu pareja.

NO publiques el número de kilates de tu anillo de compromiso. Puedes exponer a tu prometido, además, es de muy mal gusto.

NO anuncies en redes sociales tu compromiso antes de haberlo hecho con tu familia y amigos cercanos. Créenos, vamos a evitarte una discusión innecesaria. Es verdad que Facebook es lo de hoy pero no te olvides del face to face, sobre todo cuando se trata de tus seres queridos.

NO satures el timeline de tus contactos. Menos es más. Si compartes todas las publicaciones y fan pages que te gustan, vas a convertirte en spam para cualquiera que no sea tu prometido (y quizá también para él).

NO compartas fecha y hora de tu próxima boda. Para eso existen las invitaciones. Comparte detalles importantes de tu encuentro únicamente con tus invitados, a menos que quieras recibir incómodos mensajes de tu “bff” de la secundaria preguntando si olvidaste su invitación.

NO te conviertas en una wannabe. Evita el exceso de hashtags en tus publicaciones. Dos o tres son suficientes. #BrideToBe, #InLove #RelationshipGoals, #MeCaso, #Mr, #Mrs, #Engaged, son varios unfollow seguros.

NO a usar el apellido de tu prometido antes del enlace. Es verdad que a nadie debería importarle pero recuerda que “Del plato a la boca se cae la sopa”, ten paciencia, no hay plazo que no se cumpla ni fecha que no se llegue.

NO compartas en redes sociales antes de consultar con tu prometido. Recuerda que la boda es un gran suceso pero no es solo tuyo, así que habla con tu pareja sobre cómo vivirán el camino hacia el altar. No seas egoísta.