Consejos para combatir la ansiedad

La ansiedad es un mecanismo de defensa que el cerebro genera ante situaciones que considera de peligro; esto puede convertirse en un problema cuando este estado se prolonga sin que exista una amenaza real.

Por ello, hay algunas cuestiones que debemos tomar en cuenta para no dejarse vencer por la ansiedad:

  • La ansiedad es un sentimiento normal que, aunque así lo sientas, no te va a matar. Cuando se comienzan a percibir lo síntomas es mejor no tratar de combatirla, pues el cuerpo se activa más.
  • Cuando se tiene un ataque de ansiedad en algún sitio y trasladarse a otro, como tu casa, podrías terminar pensando que solo ahí estarás seguro y evitar los lugares que no te resultan como tales.
  • No debes olvidar que esos pensamientos y sensaciones que te asustan terminarán en algún momento. Respira profundamente e intenta concentrarte en ello.
  • Los síntomas como taquicardias, palpitaciones, temblores, calor y sudoración, sensación de irrealidad o despersonalización, ahogo, miedo o entumecimiento son habituales. Si te concentras en ellos continuarán aumentando.
  • Es imposible controlarlo y anticiparse a ello solo aumentará la ansiedad. Si ya has pasado antes por un ataque de ansiedad, piensa que saliste de él y que ahora también lo harás.
  • Trata de distraerte con otras cosas, como ducharte, lavarte la cara, describir detalladamente un objeto o algo que active tus sentidos para no concentrarte en los síntomas.
  • Tratar de ocultar los síntomas con las personas que te rodean solo incrementará tu miedo.