Agrega estos ingredientes a tu baño y consiente tu piel

En nuestras cocinas tenemos ingredientes que podríamos incluir en nuestra rutina de belleza. En esta ocasión te traemos algunos productos que puedes agregar a tu bañera.

Leche

La leche contiene triptófano, la materia prima que promueve la producción de serotonina. Además, proporciona humedad a la epidermis y puede se run buen calmante para las quemaduras de sol.

Podrías agrear de dos a cuatro tazas de leche entera a tu baño; entre más contenido graso contenga la leche mejor será para tu piel.

Jengibre

Al tomarlo nuestro interior se beneficia con su efecto detoxificante y mejora nuestras defensas. Añadir de 1 cucharada a 1/3 de taza al baño servirá para calentar el cuerpo y luego sudar.

Al salir de la bañera puedes envolverte en una sábana y su efecto detox continuará otro par de horas a través de la transpiración.

Aceite y hojas de olivo

La infusión con hojas de olivo brinda efectos antiedad gracias a sus polifenoles; también es antioxidante y favorece la presión arterial.

El aceite de oliva en el agua de baño nutre la piel y la beneficia en épocas de cambio estacional.

Café y sal

EL café aumenta la presión sanguínea, reduce el riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares y previene posibles infartos.

Mezclar tres tazas de sal y una de café a la tina exfoliará y suavizará tu piel.

Harina de avena

Se trata solo de avena molida, pero canto más natural sea, más beneficio obtendrás de ella. Agrega una taza de ella a la bañera y permanecer en ella al menos 15 minutos te ayudará a aliviar la piel seca, picazón o inflamaciones.

También es un buen tratamiento para el eczema, picaduras de insectos y reacciones a plantas como la hiedra venenosa.

Manzanilla

La manzanilla posee propiedades sedantes suaves, lo que la convierte en una buena aliada para combatir el estrés y mejorar la digestión.  Para agregarlo a tu baño solo necesitas preparar una infusión en medio litro de agua con 3 o 4 cucharadas o sobres de manzanilla; cuando se enfríe añádelo al agua del baño.

Pétalos de rosa

Además de perfumar, reaniman la piel cansada y  son ideales para los mejores momentos románticos. En la bañera, prepara el agua a unos 37º y añade cuatro gotas de esencia de rosas al agua y pétalos de rosas para cubrir la superficie.

Es el ingrediente perfecto para las pieles más sensibles o secas. Además son un gran depurativo y una buena fuente de vitamina C, mejoran la capacidad respiratoria y un gran antioxidante.